Domingo, 13 Febrero 2011 22:37

Yo, extranjero, ¿o intruso?

Written by
Rate this item
(0 votes)
por Sergio Antonio Herrera
"Sr. Herrera,Ud. no es de Punta del Este,no vive acá, no sabe el metier de lo que es nuestro balneario y toca de oido muchas cosas,para que no pasen estas cosas,le aconsejo, se interiorice más antes de dar opiniones que no son bien vistas".


"Bien señora, lamento que le duela la opinión de un extranjero de su patria puntaesteña. Yo también pongo punto final a este intercambio, la saludo cordialmente y le deseo lo mejor, de verdad".

Esta es la parte final de un diálogo virtual sostenido con una lectora del PDA, luego de nuestra cobertura de la Reunión Abierta de la Cámara de Turismo, el día 7 de febrero en Punta del Este.

El disparador

Hasta ahora, no lo había comentado, preferí digerirlo, tomarme mi tiempo y luego ocupar con este tema, este espacio.

El lunes 7, desde la mesa de la Primera Reunión Abierta de la CAMTUR, mi amigo desde hace 40 años, Augusto Victorica, Secretario de la institución y Presidente de ANETRA, se refirió a varios temas en tono crítico, desde su lugar de moderador (error que ya supe cometer y por eso sé que no hay que caer en él) y entre ellos, dijo que si bien la temporada era excelente, había problemas con precios excesivamente altos, por ejemplo,  los de los alquileres de los locales comerciales, lo que se reflejaba en los precios de los productos, como ocurría en los restaurantes y eso había derivado en que los comerciantes no habían tenido la rentabilidad esperada.

Gracias a la apertura de criterio que existe en estas reuniones, en donde TODOS, los que así lo desean, pueden participar, con su opinión (que conste), de la misma manera que lo he hecho en Mercedes, en Salto, en La Paloma, en Piriápolis, entre otros lugares del país (donde, además de los directivos de la CAMTUR y la gente del MINTUR, no suelo ver a muchos pontífices del turismo que aparecen en verano y en el este), durante varios años, cubriendo COMO NADIE, todos estos eventos, pedí la palabra y di mi opinión. Lo hice en la más pura versión de cuando "algo me saca", algo que se ve que no puedo dominar y trasunta, para quienes no me conocen, una postura no muy amigable y pregunté sorprendido, si Punta del Este ¿no era el lugar que siempre me habían dicho que debía apuntar a la calidad, sin reparar mucho en los precios y que llegaran a ese destino los que podían pagarlo?.

Agregué, dirigiéndome directamente a Augusto: "tiraste un gato encima de la mesa, que deberíamos haberlo discutido antes, no ahora, para ponernos de acuerdo, saber que Punta del Este queremos, fijar políticas convenientes" (por las dudas, palabras más, palabras menos).

A raíz de este comentario, otro directivo de la Cámara, Albérico Saldivia,  me comentó su desacuerdo ante mi intervenciónn y lo graficó. "parecías un profesor con su librito reprendiendo a un alumno" (palabras más, palabras menos).

Cuando me retiré del salón, antes de emprender el viaje de retorno a casa (porque no soy de Punta del Este), saludé a Augusto, al igual que a todos los que se cruzaron en mi camino, con un beso.

En la ruta, sonó mi celular y pude leer un mensaje enviado por otro alto directivo de la Cámara, el mismo que en el salón me había felicitado por mi intervención, el SMS decía: "estuviste muy bien".

Punta del Este y yo

Soy uruguayo, montevideano, residente canario, no vivo en Punta del Este porque no me da la nafta, aunque me encantaría. Voy siempre que puedo. muchas veces me alojo en el Hotel San Marcos...(¿saben de quien es???).

Pocos medios promueven Punta del Este, casi sin apoyo de esponsorización como el Portal. El único empresario de esa zona que lo hace es Alvaro Gimeno y por eso, está el banner de AGT turismo.

Hemos sido felicitados continuamente por el trabajo de Lucía Inés Bagnasco, nuestra corresponsal.

Tenemos excelente relacionamiento con La Liga, con Destino Punta del Este, con el gobierno departamental y municipal, con el Centro de Hoteles, con todos nuestros colegas de los diferentes medios, varios de ellos, miembros del CIPETUR, con la gran mayoría de los empresarios afectados a la actividad.

Hace ya unos cuantos años, no recuerdo con precisión si fue en el 92 o el 93, otro gran amigo y maestro, Ignacio "Nacho" Suárez, tuvo que repetir la invitación a los actores del turismo que habíamos integrado el panel en su programa en canal 5 y hacer otro programa, a la semana siguiente, porque se había generado un interesantisimo debate acerca de Punta del Este.

A esa mesa se sentaron: Remo Monzeglio, reconocido empresario hotelero y asesor en márquetin; el por entonces Subsecretario de Turismo, Doctor Amadeo Otatti; el Profesor Garabed Arakelián, en esa época Director de la Escuela de Hotelería de UTU y ¿saben entre quénes se dio la mayor parte del debate sobre nuestro principal balneario?, si, claro, uno era yo, en mi primera presidencia del CIPETUR,  mi interlocutor era otro gran amigo, un grande de verdad, uno de los mejores anfitriones puntaesteños, alguien que luego del debate de dos programas, no solamente continuó tratándome con el mismo afecto, sino que antes de emprender el que fue su último viaje, me había dicho que teníamos que hablar para que yo me integrase a Radio El Espectador, para hablar de turismo, obviamente, hablo de Luis De María.

Hay una mala noticia

Para algunos empresarios que me han agredido, a través de un mensajero que ocupa un cargo importante en la institucionalidad del turismo uruguayo, quien difundió su ataque, sirviéndose de la alcahuetería oportunista de un ser inferior, simple animal de rapiña que funge de asesor y hasta de periodista, enfermo de veneno, generado por su envidia de no ser nadie, a pesar que quiere serlo.

La mala noticia es que este extranjero, este intruso de Punta del Este y reciente mal bicho para algunos empresarios del turismo, como buen ciudadano, como hombre de principios, pero fundamentalmente como hombre, que tiene lo que hay que tener y que dice lo que siente y que no anda como estos pobres seres, cuchichenado en los pasillos, va a seguir su camino desde donde sea, porque tiene algo de lo que sus enemigos de ahora carecen: brújula y coraje.

Nos seguiremos encontrando, nos vemos.
Para efectuar comentarios sobre este artículo, presione aquí

www.portaldeamerica.com

Read 1810 times