solis-slider-intro-1920x400
pocitosslider-intro-1920-400
mausoleo-slider-intro-1920x400
mvdmausoleoslider-intro-1920-400
ZONA NOTICIAS - Michelle Bachelet pidió perdón por el caos del transporte y echó a cuatro ministros

ZONA NOTICIAS - Michelle Bachelet pidió perdón por el caos del transporte y echó a cuatro ministros

(0 votes)
Written by 
K2_PUBLISHED_ON_BT 010UTC_UTCRPMVE0_K2_LunPMUTCE_Marzo+0000RMarPMUTC_0C2

27 MAR 07 - Portal del uruguay.
La presidenta chilena removió a los titulares de Defensa, Transportes, Presidencia y Justicia. La coalición oficialista está en crisis. Es una consecuencia del desmadre en el transporte de Santiago por un plan ideado por el ex presidente Lagos.26.03.2007 | 23:30 Santiago - La presidenta chilena, Michelle Bachelet, removió hoy a los ministros de la Presidencia, Defensa, Justicia y Transportes, en un intento por frenar la ola de protestas sociales y políticas contra su caótico programa vial para la capital.

" Aquí las cosas no se han hecho bien", reconoció la mandataria en cadena nacional, para justificar su decisión, la que marca el regreso al poder de hombres cercanos al ex presidente Ricardo Lagos (2000- 2006), quien busca la reelección en 2009.

"Todo esto tiene que mejorar ahora. Los más pobres se merecen una disculpa", insistió Bachelet, acusada de debilidad este fin de semana por líderes de la oposición y de su propia coalición.

De hecho, la presidenta de la Democracia Cristiana y precandidata presidencial para 2009, Soledad Alvear, advirtió que la crisis
desatada por el gobierno de Bachelet amenaza con poner en riesgo el quinto gobierno de la Concertación Democrática, la alianza política en el poder desde 1990.

Señal de esa debilidad fue la salida de su mano derecha, la hasta hoy poderosa ministra de la Presidencia, Paulina Veloso, encargada de la agenda legislativa del Ejecutivo. Será reemplazada por el ex senador socialista José Viera Gallo, quien hasta hoy era la cara visible del equipo de reelección del ex presidente Lagos.

También fueron removidos la ministra de Defensa, Vivianne Blanlot, cuyo hijo está procesado por robo; el ministro de Justicia, Isidro Solís, y el titular de Transportes, Sergio Espejo. Llegarán José Goñi, Carlos Maldonado y René Cortazar, todos hombres de la era Lagos.

La crisis, que amenaza con afectar las elecciones municipales de 2008, comenzó el 9 de febrero pasado. En esa fecha, el gobierno instaló un nuevo modelo de transporte público que modificó los recorridos, cambió las empresas operadoras e instauró un sistema de cobro electrónico.

La innovación fue inaugurada sin que estuvieran disponibles todos los colectivos y vías exclusivas para su traslado. Además faltan estaciones de parada, señales urbanas y centros para el recargo de la tarjeta electrónica de pago.

La opositora y derechista Unión Demócrata Independiente (UDI) manifestó previamente su desconfianza ante el nuevo plan de Bachelet. "No es compatible que los que crearon este monstruo estén corrigiéndolo cuando ya fracasaron", ironizó hoy su presidente, Hernán Larraín.

La Central Unitaria de Trabajadores, que en 2005 paralizó el 40 por ciento de la fuerza laboral, advirtió hoy que exigen un cronograma claro de soluciones y amenazó con movilizaciones.

Los usuarios en entrevistas en vivo ante la televisión gritaron hoy que las fallas del nuevo modelo de transporte son la mayor
humillación que han vivido.

Hasta ahora, el nuevo modelo de transporte hasta cuadruplicó el tiempo que los usuarios utilizan para desplazarse, dejó sin
abastecimiento a las zonas periféricas y originó que al menos una persona de 50 años muriera por falta de oxígeno en el tren
subterráneo, debido a las aglomeraciones.

Bachelet, a quien los opositores acusan de falta de liderazgo, reconoció hace una semana ante la prensa que pensó en detener el programa, pero que sus asesores le garantizaron que todo funcionaría.

Finalmente, la crisis salió del radio urbano y se convirtió en global. Los gremios empresariales y expertos económicos advirtieron que hasta el crecimiento será afectado. Expertos calculan pérdidas de hasta 400 millones de dólares mensuales, de no corregirse la situación.

Los epidemiólogos y el Colegio Médico temen que la crisis aumentará en un treinta por ciento la contaminación invernal por influenza, debido a los millones de personas que colman el tren subterráneo y los cientos que esperan en filas para tomar un bus en los puntos críticos.

El ministro del Interior, Belisario Velasco, reconoció que el déficit en la oferta de locomoción colectiva no se revertirá antes de
junio. Admitió además que el gobierno negociará soluciones con organizaciones vecinales para apaciguar la violencia callejera.

El nuevo sistema vial fue ideado para modernizar un servicio que aportaba el 70 por ciento de la contaminación capitalina y que era operado por cientos de microempresarios, que fueron reemplazados por diez consorcios.

Santiago exhibe niveles por sobre las normas internacionales de monóxido de carbono, ozono y material particulado grueso, que obliga a sus habitantes a vivir con restricciones de uso para los automóviles, el cierre de fábricas y la prohibición de practicar
deportes en días de emergencia ambiental.

Fuente: DPA, publicado en Perfil.com